Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado
 

Un tribunal condenó a 12 años de cárcel a un hombre de 33 años, que abusó sexualmente de sus dos hijastras y las mantenía bajo constantes amenazas. Incluso, embarazó a una de ellas.

 Foto ilustrativa

Los hechos ocurrieron antes de la vigencia de la nueva ley; no obstante, el Ministerio Público, encabezado por la agente fiscal Laura Guillen solicitó más de 20 años de cárcel, en atención a los agravantes y concurrencia.

Según los antecedentes, el ahora condenado sometió sexualmente a los menores en repetidas ocasiones entre los años 2015 y 2016. El sujeto aprovechaba cuando la madre salía a trabajar y creaba situaciones para quedar a solas con las menores y someterlas en la vivienda en la que residían, en el asentamiento San Marcos de la ciudad de Ñemby.

La representante del Ministerio Público había requerido en los alegatos finales la pena de 22 años y 6 meses tras la producción de diversas evidencias documentales y testificales que evidenciaron la existencia del hecho punible y las secuelas ocasionadas. Sin embargo, el Tribunal de Sentencia determinó el fallo de 12 años.

Inclusive una de las menores, quedó embarazada a los 13 años de edad, tras lo cual denunció el hecho. El sujeto mantenía a sus víctimas amenazadas de muerte para que no cuenten sobre los abusos e, inclusive, amenazó a la menor cuando quedó embarazada para que menifieste que fue violada por un extraño.